REMEDIOS PARA UÑAS INFETADAS

 

Las uñas son partes de nuestro cuerpo, estas son muy sensibles y cuando se infectan provocan enrojecimiento y mucho dolor. Existen diversas causas y diferentes tratamientos para combatir cada infección.  ¡Lee con mucha atención!

Uñas mordidas infectadas

infectadas uñas mordidas

En ocasiones solemos mordernos las uñas por nerviosismo, ansiedad y otras veces es solo una manía, pero el resultado es el mismo: uñas destrozadas e infectadas. La peor parte se lo llevan estas, pues no crecerán al mismo nivel, su aspecto será un tanto desagradable y se tornarán débiles.

Morderse las uñas es un problema real que puede dañar la salud, provoca formación de verrugas en los dedos, deforma las uñas y, por último, puede causar problemas dentales; como desgaste de los dientes y desviación en la mandíbula.

 

Uñas infectadas de las manos

La infección en las uñas se conoce como paroniquia (uñero o panadizo). Esta suele afectar la cutícula o los laterales de las uñas, aparece cuando la uña es lesionada por comerse el pellejo, cortárselas muy cortas, estirar la cutícula entre otros. Es poco común tener paroniquia en los dedos de los pies, por lo general se ven en las manos. Por eso el cuidado personal es muy importante, usar cremas humectantes y antibacterial es de gran ayuda.

 

Uñas infectadas por hongos

La infección por hongos llamada Onicomicosis afecta mayormente a adultos y adolescentes, donde las uñas de los pies tienden a infectarse por hongos más que las de las manos. La infección por hongos no causa molestia, la forma en que podrás detectarlo es por decoloración (blanca y amarillenta), engrosamiento, desmoronamiento y levantamiento de la uña.

Puedes evitarlo cortando las uñas de los pies correctamente y con utensilios personales, utilizar un calzado adecuado que sea cómodo, de preferencia que tenga corriente de aire, ya que la humedad crea hongos, es importante desinfectar la ducha y los zapatos.

 

Uñas infectadas con pus

Cuando la infección se extiende o se hace aguda suele formar pus, si esto ocurre no intentes drenar por tu cuenta el acceso y tampoco colocar curitas apretadas, pues estas medidas podrían causarte una infección más grave. Lo que si puedes hacer usar pomadas antibióticas antes de cortar la uña, lavarla y colocar algodón. Como última instancia acudir al especialista, un pedicurista o un podólogo.

 

Cómo curar uñas infectadas

La forma más común de curar una infección leve es colocar la uña en agua tibia por veinte minutos; dos o tres veces al día, lo que ayudará a minimizar la hinchazón y el dolor. También puedes levantar cuidadosamente el borde de la uña para liberar la presión, deberás utilizar un algodón con antiséptico para mayor seguridad. Si la infección persiste o no mejora entonces es recomendable que acudas a tu médico.

 

Remedios recomendados

Te recomiendo usar un ZenToes Toe Protector, este no es más que un pequeño cilindro de gel que humecta y acondiciona la piel, su función es proteger los dedos de roces o contacto con agentes contaminantes o puedes usar la pomada para uñas Titania, esta brinda protección, suaviza la uña y alivia el dolor. 

 

¿Usar antibiótico?

antibiotico uñas

 

Quizás te preguntes: ¿puedo usar antibiótico? Y es normal pues siempre que hay una infección quien lo erradica es el antibiótico. Algunos que puedes usar sin prescripción médica y que te ayudaran a reducir el dolor, la inflamación y la fiebre son acetaminofén o ibuprofeno.

Claro, eso dependerá de qué tipo de infección tengas por eso acude a tu médico para un tratamiento específico, antes de seguir un régimen farmacéutico que no sabes si es seguro o efectivo para ti.

 

Otros métodos y tratamientos

tratamientos uñas

 

Los remedios naturales o caseros de las abuelitas suelen ser muy efectivos y no necesitas gastar mucho dinero. Claro, no por eso los vas a usar sin límite, tienes que chequear la evolución de los síntomas. A continuación, te diré cuáles son los mejores remedios naturales para la infección de uñas y como los usarás.

 

  • El limón tiene propiedades antisépticas. Utilízalo con una mota de algodón y frótalo en las uñas o también puedes fijarlo con un vendaje para que actué por un par de horas.

 

  • El vinagre de manzana contiene acciones antibióticas y nutrientes antibacteriano, acelera la recuperación y minimiza el avance de la infección. Para aplicar este tratamiento solo debes sumergir un algodón en 20 mililitros de vinagre de manzana y tratarlo en el área afectada.

 

  • Baño de sales para reducir el dolor y la inflamación. Debes sumergir las uñas en agua tibia y sal, lo que calmará la zona afectada, deberás calentar 2 litros de agua a una temperatura que soportes y colocar media taza de sales.

El cuidado de las uñas de las manos y pies, es imprescindible. Sigue estos tres tratamientos caseros al pie de la letra y notarás una mejora considerable, ¡Pruébalo y elimina esa onicomicosis o paroniquia!

Deja un comentario